Lagarde: lo mejor del estilo de vida mendocino (#MendozaLifestyle)

Lagarde: lo mejor del estilo de vida mendocino (#MendozaLifestyle)

El “estilo de vida mendocino” que se respira visitando Bodega Lagarde refleja la pasión de las hermanas Lucila y Sofía Pescarmona por deleitar a amigos y visitantes, combinando la elegancia de una bodega familiar con el arte de la hospitalidad llevado a sus más alta expresión.

111

A sólo 20 minutos de la ciudad de Mendoza, en la tradicional zona vitivinícola de Luján de Cuyo, Lagarde se destaca como una de las pocas bodegas que aún está en manos de sus dueños y que, además, está liderada por dos mujeres con un estilo clásico e innovador al mismo tiempo. De aquí su intento diario por “elaborar vinos gastronómicos” pensados creativamente junto a su enólogo Juan Roby. No hay lugar para lo pretencioso ni para lo que no pisa con fuerza, ni en el día a día de la bodega, ni en la fórmula final de cada vino que saldrá al mercado.

La vieja casona, el patio, y la galería, invitan a un ambiente distendido, rodeado de viñedos centenarios. Esa calma no está librada al azar, sino a cargo de un equipo pujante y joven que recibe a las visitas diarias que por allí pasan. El restaurante Fogón mantiene su lugar en el primer puesto de TripAdvisor gracias a un sofisticado menú estacional. El menú de maridajes es la opción más elegida entre turistas extranjeros debido a la diversa gama de texturas y sabores, que no pierden de vista el interés del visitante por probar lo mejor de la gastronomía local. Ingredientes de la propia huerta, carnes, pescados, cocina al fuego y combinaciones que cambian con cada estación, hacen que este restaurante sea uno de los preferidos entre las visitas a la tierra mendocina.

333

El recorrido gastronómico es exaltado por los mejores varietales que la bodega ofrece, clásicos del vino argentino: Lagarde Merlot, Guarda Cabernet Franc, Primeras Viñas Malbec o el Henry Gran Guarda.

Nada más mendocino que un almuerzo de fuegos, con sabores que construyen recuerdos y vinos que potencian las sensaciones. El mágico almuerzo puede finalizar con un paseo por el camino de Olivos, o visitando la bodega para conocer más acerca de lo que caracteriza a Lagarde: una innovadora fórmula para mejorar con los años lo que debe perdurar de por vida.

Comentarios

Aún no hay comentarios. ¿Por qué no comienzas el debate?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.